Páginas

domingo, 8 de junio de 2014

Las 10 necesidades básicas de la pareja

Toda pareja tiene unas necesidades que cubrir. Ya vimos en otra entrada las necesidades de Maslow que son aplicables a toda la población. En este post me voy a centrar en aquella necesidades específicas de una pareja considerándolas de forma individual. Es decir, cada persona que forma la pareja tiene una serie de necesidades por cubrir, en caso contrario no habría parejas en el mundo y viviríamos nuestra existencia de forma individual sin necesidad de buscar a otra persona.

Voy a describir las necesidades pero no están presentadas por orden de importancia. Una vez leídas será conveniente que las ordenes de 1 a 10 según el grado de importancia que tú les das. Si quieres puedes poner el resultado abajo en un comentario de forma anónima, para que podamos comprar diferentes respuestas.

1. Admiración de las competencias: se trata de encontrar en tu pareja (real o deseada) habilidades o competencias que admires y que te genere una satisfacción el hecho de que la otra persona las tenga. Suele coincidir que admiramos aquellas capacidades que nosotros no tenemos o aquellas cosas de las que carecemos.

2. Comunicación verbal con tono emotivo: tener una buena comunicación con tu pareja puede ser una de las claves para quererse y entenderse. No se trata solo de una buena comunicación "intelectual", si no que haya un tono afectivo de comprensión, aceptación e interés. Muchas parejas empiezan su declive en el momento en el que la comunicación se vuelve fría y rutinaria.

3. Cónyuge seductor: Es encontrar que tu pareja sea atractivo/a, guapo/a o interesante. Quizás este es el primer aspecto que nos llama la atención de una persona al conocerla y también a veces el motivo de que nos perdamos a otras muy interesantes o adecuadas por no fijarnos lo suficiente.

4. Compromiso conyugal y familiar: ¿Tu pareja se compromete a algo? ¿O simplemente está de paso y está probando cómo van las cosas? El compromiso es uno de los pilares básicos de la pareja (al igual que lo es la fidelidad). Sin compromiso se entra en el plano de las no-parejas: amantes, rollos, amigos con derecho a roce, que muchas veces desembocan en relaciones muy frustrantes, especialmente para uno de los dos, o bien relaciones tóxicas. Una relación tóxica es aquella que no te hace crecer y que te atrapa en su órbita gravitacional (o tú mismo/a te atrapas).

Cada miembro de la pareja puede tener diferentes
necesidades que no siempre coinciden
5. Honradez y transparencia: ser abierto con tu pareja, decirle la verdad y exponer tus sentimientos verdaderos es algo que muchas veces cuesta un esfuerzo. No hacerlo hace que la comunicación se vaya volviendo insípida, superficial y con el tiempo aburrida y carente de interés. El ser capaz de confiar en la otra persona y contarle tus debilidades, deseos, miedos, anhelos y cualquier cosa, hace que la relación se vuelva única y adquiera mucha más profundidad.

6. Juegos y hobbies: puede resultar más trivial este aspecto, pero muchas parejas funcionan porque son capaces de compartir una serie de intereses o aficiones comunes. Eso hace que la relación sea placentera y exista mucha compenetración generalmente exenta de conflictos serios. Se encuentra una manera de compartir el tiempo libre que a ambos les llena.

Por el contrario, cuando no hay juegos ni hobbies en común surgen conflictos tarde o temprano y se pasa o se comparte menos tiempo con la pareja. Se propicia así un enfriamiento. Este es el tipo de parejas que cada uno hace la vida por su lado.

7. Paz y tranquilidad: una relación llena de discusiones, broncas, desplantes y tensiones resulta agotadora. Por eso la paz y la tranquilidad, resulta un valor en sí mismo que puede brindar una enorme satisfacción y sensación de felicidad. Son grandes enemigos de la paz y la tranquilidad, los cambios de humor, las tensiones laborales mal llevadas, no tener las cosas claras, los celos, las infidelidades, los problemas familiares, las dificultades económicas si no pueden llevarse bien, etc.

Un detalle: cuando tu pareja se lo está pasando bien o está disfrutando y siendo feliz con algo, el otro la manda un mensaje con un problema. Eso no ayuda a la paz y la tranquilidad. Hay que encontrar el momento para hablar de los problemas.

8. Necesidades afectivas: se trata de hacerle sentir a tu pareja que la quieres, la mimas, la cuidas y le brindas afecto sin límite. Muchas parejas se vuelven frías o no reciben el afecto que necesitan (tal vez porque ya no les aman) y entonces se van frustrando con el tiempo. Cuando no hay afecto, se busca este a través del sexo. Pero no funciona porque el afecto es algo diferente y muchas veces tiene que ver con la cantidad y calidad de la atención que le brindamos a la otra persona.

Si tu pareja te está dando poco afecto algo anda mal.

9. Necesidades sexuales: el sexo es importante y uno de los grandes puntos de encuentro de la pareja en donde se goza, se comunica y se da mucho afecto. Pero el sexo no es suficiente para que una pareja funcione. La comunicación y la honradez juegan un papel esencial en el sexo.

10. Apoyo económico y emocional: esto vendría a ser una mezcla de tener seguridad tanto en lo referente a el dinero, la casa, etc como en el aspecto personal de que vamos a ser comprendidos y apoyados por nuestra pareja.

Viendo estas 10 necesidades. ¿Qué prioridad le darías a cada una de ellas?